miércoles, setiembre 28

Piano - Origen y Evolución del Piano Flamenco

.
.


El origen de lo que hoy conocemos como Piano Flamenco se remonta al siglo XIX, cuando existía una música que se denominaba preflamenca y que es el germen de lo que tiempo después evolucionó al flamenco propiamente tal y como hoy lo conocemos. Por aquel entonces, la mayoría de obras de música preflamenca estaban escritas para piano solista o bien para acompañar al cante.



Era costumbre de aquella época disponer de un piano en todos los lugares donde se interpretaba esta música y tanto se ejecutaba un aria de alguna ópera como una seguirilla.

Pero el referente en lo que a piano flamenco se refiere lo marcan sin lugar a dudas José Romero y Arturo Pavón. José Romero fue pionero llevando al piano el toque de guitarra, el golpe, el rasgueado y todo el sonido flamenco guitarrístico en general. Podemos encontrar buenas muestras de ello en sus discos "Piano flamenco", "Andalucía flamenca", "Formas musicales andaluzas" y "Fantasía suite andaluza iberoamericana". Por otra parte, Arturo Pavón desarrolla fundamentalmente el acompañamiento al cante y al baile, acompañando habitualmente a Manolo Caracol. De Arturo Pavón destaca la grabación “Suite flamenca” y el DVD de la serie “Rito y geografía del cante” dedicado a Manolo Caracol, con Arturo Pavón acompañándole al piano.

La evolución del piano flamenco hasta nuestros días ha ido, por dos caminos distintos, formándose así dos grupos de pianistas: un primer grupo se ha dedicado a traspasar al piano el flamenco tradicional tocado con la guitarra, sin aportes musicales significativos de otros estilos. De este grupo destaca Pedro Ricardo Miño y Javier Coble.

El segundo grupo lo integran pianistas que han incorporado al flamenco elementos procedentes de otros estilos musicales, del jazz básicamente. En este grupo se incluye Chano Domínguez, Juán Cortés, Sergio Monroy y Diego Amador.

Resulta interesante observar cómo la trayectoria de la gran mayoría de ellos, salvo algún tema puntual en alguna grabación, no se ha dirigido hacia el acompañamiento al cante o al baile, sino que se ha centrado en el piano como instrumento solista propiamente tal.

Artículo completo en www.esflamenco.com
Mail MAF: maf@maf.cl